Categorías

Siete prácticas para mejorar la gestión del inventario

Al tratarse del inventario los minoristas sufren mucha presión, saben que es de suma importancia el abastecimiento de productos, para obtener un buen margen de ganancias y la satisfacción del cliente. Los productos son el corazón del negocio, por esta razón, es importante hacer una buena gestión de ellos para obtener mayores beneficios, sin embargo esto no es una ciencia exacta y puede llegar a convertirse en una cuerda floja. A continuación te diremos cinco prácticas para mejorar la gestión del inventario.

Configuración de la información en el sistema. Sea cual sea el sistema de inventario que uses, debes configurarlo de manera correcta. Si no se puede captar la información precisa puedes completarla mediante estadísticas que puedan dar una aproximación de los datos.

La gestión de Inventario debe ser mediante un único sistema. Cuando se utilizan múltiples sistemas se disipa la información y se comenten más errores. En cambio, un único sistema puede facilitar entender los movimientos del inventario, también se guardaría la información en un solo sitio, reduciendo los inconvenientes como la venta de un mismo producto varias veces.

Mantener la pérdida del inventario a un mínimo. La pérdida de inventario por robo, extravío o mala administración puede reducir los márgenes de manera significativa, estas cifras varían dependiendo del tipo de negocio. Sin embargo, es importante controlar este tipo de fallas para evitar la disminución de ganancias. Siempre se debe hacer un seguimiento de la ubicación exacta de cada producto.

Evite las compras compulsivas. 
Inicialmente se debe evaluar los productos más vendidos y los días en que su adquisición sea mayor, por medio de estos resultados se podrá realizar una estrategia basada en surtir el inventario cuando sea vendida la mercancía. Si un artículo es adquirido con mayor frecuencia los viernes, debe ser abastecido un miércoles para que no afecte su popularidad y se encuentre siempre disponible.

Administrar el inventario caducado. El inventario antiguo puede ser perjudicial para los beneficios, lo que conlleva a tener dificultad para tomar nuevas acciones, aumentando los gastos de manera exorbitante. Una buena administración de este tipo de productos es importante, debido a que al pasar un año en el anaquel pierden su caducidad, si se realiza un proceso eficiente pueden obtenerse resultados óptimos.

El inventario se mueve a gran velocidad, la mayoría de minoristas se ven obligados a realizar un seguimiento de los datos, sin embargo muchos lo hacen de forma manual lo que representa mayores dificultades, pudiendo tener errores en sus transcripciones, para evitar estos inconvenientes es indispensable contar con un sistema de inventario automatizado.

Entradas relacionadas

Testimonios